Llegar a Casa Mil Ojos es muy sencillo. Estamos en el Camino de Santiago… así es que ¡sólo tienes que empezar a andar! Si vienes en coche estamos detrás del albergue de Peregrinos de Ponferrada. Cruzas el puente de piedra y giras a la izquierda y al bajar la cuesta vuelves a girar a la izquierda. Entonces verás una calle con unas casitas entre las que hay una casita blanca y roja donde te esperamos.